Post colaboración

Ser madre es un mundo caótico lleno de hermosas satisfacciones. Pero no vamos a negarlo, en algunos momentos podemos llegar a considerar una misión imposible lograr dedicarnos unas cuantas horas al día a nosotras.

Sin embargo, la solución se encuentra en nuestras manos con solo organizar muy bien nuestros tiempos y hacer equipo con nuestra pareja o la rutina del día a día. De esa forma al igual que yo tú también te darás cuentas que puedes tomar lo que es tuyo de vuelta y disfrutar de ese tan necesario tiempo para ti.

Una de las principales actividades que dejamos de hacer, es hacer ejercicio. Nos repetimos como mantra que es imposible, porque obvio, ir al gym consume demasiado tiempo.

Pero, te has puesto a pensar que es una de nuestras principales necesidades para mantener nuestra salud y estar en la mejor condición para nuestros hijos. Sí, los mismos hijos que llegamos a decir que absorben todo nuestro tiempo y por los cuales dejamos de hacer mil cosas.

Siendo sinceras y acá entre nos. Muchas veces lo que en realidad necesitamos es reorganizar nuestros tiempos. Ver en que estamos dejando ir minutos que valen oro y sobre todo y muy importante tener la voluntad de retomar el hacer ejercicio.

Te preguntaras, pero porque ir al gym cuando puedo intentar hacerlo desde casa. Bueno, te daré una respuesta corta: “Porque te mereces desestresarte un poco, salir de la rutina de casa y regalarte ese tiempo para ti como mujer, como adulto.”

Organizando la rutina

Yo utilizo una app para organizar mi día. Así, tal cual. me voy monitoreando: –de 7:00 a 7:30 hacer el desayuno, de 8:00 a 8:15 traslado a clase de portugués de AJ. Y así mi vida jajaja, aunque puede llegar a parecer cansado la verdad me ayuda muchísimo a tener un mejor control de mi tiempo.

Si las apps no son lo tuyo te invito a que en una libretita anotes tus actividades diarias y vayas organizando tus tiempos.

Al organizarnos nos damos cuenta como dentro de nuestra jornada dejamos que existan muchas “goteras” o “fugas” de tiempo. Esos minutos que nos tomamos para revisar las redes sociales, aquella hora que logramos darnos para ver nuestra serie favorita o el tiempo muerto en el que esperamos a que una de las clases de nuestros peques termine.

Al analizar nuestro día e ir sumando minutos lograras darte cuenta de que al final del día sí puedes invertir un par de horas para ir al gym.

Elije el momento idóneo dentro de tu día

Somos mamás nuestro día prácticamente ha dejado de ser nuestro y es por eso mismo que nos merecemos regalarnos algo de tiempo para nosotras de vez en cuando. Y para lograrlo debemos escoger el momento perfecto para hacerlo:

  1. Analiza tu rutina junto con tu pareja y elige el momento en el que sus tiempos y los tuyos le permitirían cuidar de los peques.
  2. El tiempo en el que tus hijos están en el colegio o en esa clase extracurricular puede ser el momento perfecto para que tú te des tu escapada para ejercitarte sin prisas y sin remordimientos.
  3. Elije ir al gym por la mañana, te aseguro que, aunque al principio puede llegar a parecer un suplicio despertarte un poco antes, te sentirás revitalizada después de hacer tu rutina y con energía para todo el día.

Hacer ejercicio es sumamente importante para mantenernos saludables, puedes iniciar con 30 minutos al día lo importante es no casarnos con la idea de que nos es imposible darnos el tiempo para hacerlo.

Espero que mis tips para organizar tus tiempos y elegir el momento correcto te sean de utilidad. Y por favor me cuentas que tal te va con el regreso al gym.