Uno de los primeros consejos que me dieron cuando nació AJ y también uno de los peores y a los que por nada en el mundo hice caso fue el de:

No lo cargues mucho porque luego se mal acostumbran

 

Mal acostumbrarse a que, a estar cerca de su mamá, bueno a eso ya debió nacer mal acostumbrado con los 9 meses que escucho latir mi corazón desde mi interior.

Últimamente se ha puesto mucho de moda el término portear, pero:

¿Qué es portear?

Portear no es otra cosa más que llevar a nuestros pequeños sobre nosotros, es una de las prácticas de una crianza con apego, y aunque en los últimos años gracias a los estudios que se han hecho sobre crianza se han encontrado muchos beneficios de practicarlo.

beneficios-de-portear

Su práctica no es nueva, si no ancestral y es que era una de las formas en que las mujeres podían dar cuidados a sus hijos y aun así continuar con sus tareas.

La práctica del porteo disminuyó un poco cuando surgieron los cochecitos o carriolas entre aquellas familias que podían darse el lujo de comprar uno.

Sin embargo por lo menos en México era muy común ver en pequeñas poblaciones que las mujeres aún traían a sus hijos cargados en la espalda con rebozos.

Aun con los cochecitos y todo surgieron los portabebés o canguros, que la verdad yo con ellos estaba bastante familiarizada puesto que  vi como mi mamá los uso con mis hermanos menores.

Y su uso es muy común, ¿quién no ha ido por la calle y vio a una mamá o incluso gracias al señor un papá con su bebe en un portabebe?

Entre los beneficios para los bebés que son porteados se encuentran:

  • Los bebés porteados lloran menos
  • Se sienten más seguros
  • Refuerzan el vínculo con sus padres
  • Duermen mejor.
  • Les ayuda a disminuir cólicos y reflujo
  • Tienen mejor desarrollo psicomotor
  • Son más sociables.

Los beneficios para ti como mamá son muchos ya que puedes realizar cualquier actividad dado que tienes libres las dos manos, es muy práctico.

En lo personal portear me genera muchísima seguridad pues traigo a AJ sobre mí y no hay lugar más seguro, al menos eso es lo que yo pienso, además de que puedo reconocer las necesidades de mi peque mucho más rápido.

Mejora la lactancia y tonifica los músculos de la espalda.

Los beneficios son muchos si el porteo se realiza de la forma correcta. Es muy importante escoger el portabebé correcto, los que más se ven en el mercado son aquellos a los que se les llama colgones, y son muy fáciles de reconocer puesto que él bebe queda colgando sobre sus genitales cosa que es  incómoda y perjudicial.

 Los bebés menores de 6 meses o hasta que sean capaces de sostener su cabeza deben ser llevados en una bandolera o fular.

Cuando el pequeño ya puede sostener bien su cabeza puede comenzar a ser llevado en una mochila ergonómica.

La postura correcta del bebé es fácil de reconocer ya que debe ser muy natural, debe ir erguido y pegado al porteador, su espalda debe tomar una forma de C,  sus rodillas deben ir más arriba que su traserito, tomando la famosa posición de ranita.

 Las mochilas ergonómicas por lo general soportan hasta 20 kg que es el caso de la mochila que yo uso con AJ, pero ese es tema que te contaré en otro post.

Espero que la información te resulte útil al momento de escoger la cangurera para tu bebe y si tenías una colgona te haga considerar el dejar de usarla.

Saludos Dtb te mando millones de besos.