Inicia diciembre y la navidad está a la vuelta de la esquina, los más entusiastas ya tienen el pinito decorado en su hogar incluso desde hace algunas semanas, el ambiente es el ideal pero hay una pregunta que acecha a algunas madres:

Santa Claus ¿Sí o no?

 

Y es que actualmente con tantos estudios donde se nos dice que a los niños no se les deben contar cuentos fantásticos hasta cierta edad, que a los hijos no se les debe mentir, ni siquiera para tratar de protegerlos. Cualquier madre se siente confundida y preocupada por elegir la opción de crianza correcta.

 

La generación de la ilusión

Yo como muchos otros pertenezco a la generación de la ilusión. ¿Por qué la llamo así? Porque fuimos niños que creímos en cuentos de hadas y princesas, ciertamente también temíamos a la bruja del cuento, soñamos con ser superhéroes, y esperamos con ansias los regalos de Santa Claus.

Yo tuve una infancia feliz ¿Cómo fue la tuya? La infancia es una etapa en donde la imaginación y el ingenio están a flor de piel. AJ pasa de ser un súper niño a ser un dinosaurio en un suspiro, y con su espada se siente el más fuerte del mundo. Es un niño de dos años feliz.

 

La realidad

La vida adulta viene acompañada de muchas responsabilidades, problemas y en ocasiones situaciones frustrantes, sin embargo debemos estar preparados para superarlas, y esta habilidad se va adquiriendo a lo largo de nuestra vida.

Por eso desde mi punto de vista dejarlo soñar con que Santa Claus le traerá regalos, no me parece mal. El día que descubra que Santa Claus estaba solo en su imaginación tal vez se enoje y sienta frustración.

Tengo la esperanza de que cuando ese día llegue venga a mí y me haga las grandes preguntas, tal vez se enoje conmigo o se enoje con el niño que se lo dijo (porque casi siempre es otro niño el que les revela la verdad) pero esos son sentimientos con los que también debemos enseñar a nuestros hijos a lidiar y a superarlos.

Los padres podemos  enseñarles a manejar la desilusión y la frustración a su tiempo, así que no considero que sea necesario eliminar la fantasía y los sueños infantiles de la vida de nuestros hijos.

AJ espera a Santa Claus, sabe que como se ha portado bien le traerá regalos. La próxima semana espero llevarlo a verlo y haremos una pequeña carta que le llevaremos a los duendes de santa.

¿Tú qué opinas acerca de este tema? Recuerda que al final solo tu conoces a tus pequeños, y solo tú sabrás la mejor manera de sobrellevar las situaciones.

Espero que disfrutes muchísimo de estas fechas donde todas las ciudades se llenan de un ambiente muy especial.

 

Saludos, te envió muchísimos besos y mis mejores deseos para estas fiestas que Dtb.

 

Pd. Muchas gracias por tu visita, te ofrezco una disculpa pues en las pasadas semanas estuve ausente por causas de fuerza mayor, mi pequeño AJ estuvo bastante enfermo y sé que tú como madre me podrás entender.

Por otra parte espero que el nuevo diseño del blog te agrade tanto como a mí.

Foto: LimeBye